Gorillaz México y Latinoamérica Foro

Geek Domains
Gorillaz México y Latinoamérica Foro » Fan-Fiction
Una robot que cambio todo

Responder Página 1 2  Siguiente >
Autor Mensaje
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#1 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Jue Mar 28, 2013 9:05 pm - Título del mensaje: Una robot que cambio todo Responder citando

Emm primero que nada, este es mi primer fic, se trata de la historia antes de que se volvieran famosos y como "realmente" Noodle llego a ellos...Espero que les guste, y si no, denme mis tomatazos, lol.

Gorillaz no me pertenecen a mi, les pertenecen a Damon Alban y Jamie Hewlett

CAPITULO 1: La llegada de la robot

En una tarde-noche cualquiera, una chica… Más bien robot, de unos 20 años, tenía apariencia algo… Pandrosa por así decirlo, ella era muy tímida, se acababa se mudar a Crewley, Inglaterra, debido que en el país que vivía pasaron unos pequeños problemas. Ya tenía todo tipo de sentimiento instalado: Amor, tristeza, alegría, etc. Etc. Ella casi era humana por así decirlo, solo que en vez de ser órganos, eran cables…

Ella tenía todo para vivir. Aquella chica solitaria dejo sus cosas en su casa, comenzó a echarle un vistazo por todos lados, de arriba hacia abajo, a ella le gustaba, era un poco grande su casa. Con ayuda de los empleados de la mudanza, les ordeno donde poner muebles, electrodomésticos, etc. Terminando, se hecho al sillón soltando un suspiro por el cansancio, prendió la tele, saco una lata de aceite de una bolsa de plástico que tenía a su lado y la bebió. Ella podía comer hasta comida normal, pero no le gustaba mucho.

Aun siendo que apenas llegaba a esa casa tenia hecho un desastre, de un abrir y cerrar de ojos ya tenía la sala llena de latas, obscureció rápido, la chica se quedo dormida en el sillón, sin darse cuenta y con el televisor encendido.

Al día siguiente, despertó de un brinco, la televisión soltó un sonido tan fuerte que la despertó, rápidamente, con desesperación tomó el control y la apago en seguida, después de sacar su susto respirando rápidamente, se limpio el poco aceite que quedaba en sus labios con su muñeca, esta se levanto del sillón con demasiada pereza a ver si el periódico estaba en frente de la puerta… Lo estaba… Pero un perro lo mordisqueaba felizmente.

-Estúpida suerte que tengo  –Dijo la chica en voz baja

Se acerco tímidamente al perro, lentamente, el perro vio acercándose a la chica, cuando dio un paso más, gruñó, esto hizo a la chica regresar unos cuantos pasos para atrás, la chica, enojada, quería sacar una de las armas que tenía instalados a su cuerpo, pero esta se contuvo y solo se acerco al perro, le importo un cacahuate, si le mordía o no, ella tomo el periódico, enfadada a más no poder jalaba con fuerza para quitarle el periódico con la boca.

-¡Cuki! –Grito alguien, haciendo que el perro saliera corriendo de donde provenía la voz.

El perro, al soltar el periódico, provoco que la chica cayera en el suelo, mirando marcharse al perro con furia.

-Lo siento… Tal vez… No volverá a pasar –Dijo la vecina cargando a su perro.

-Tal vez… -Dijo la chica en voz baja, levantándose y sacudiéndose su ropa.

Entró a la casa, con el periódico un poco rasgado y con las hojas desacomodadas.

-Ahora a ver los trabajos... –Dijo la chica con pereza sentándose en el sillón.

Comenzó a ver los empleos, quería conseguir uno para que alguien no sospechara algo.

-Paseando perros… no… ¡¿Albañil?!... –Leía los empleos en voz baja- Chicas candentes… Videos nuevos cada semana… Espera… -La chica se sonrojo al leer eso, era la sección del periódico donde venían los “Hotline” por así decirlo.

La chica dejo la hoja a un lado, sin decir nada, disimulando lo que había pasado, siguió leyendo hasta que…

-Se necesita personal en tienda de órganos… –Dijo nuevamente en voz baja- Suena raro… Pero creo que es lo mejor que hay…

Marco al número, espero a que contestaran… Después de varios intentos, al fin contestaron.

-¡NO! ¡ESPERA!... ¿¡Que haces?!… ¡Que torpe eres Stuart!–Dijo la voz tras el teléfono.- Si… ¿Hola?... ¿Qué quiere?

-E-Este, yo… -Dijo la chica tímida- Q-Quería hablar por lo del trabajo…

-Ah sí, lleva mañana un curriculum y esos papeles de trabajo… Adiós –Colgaron.

La chica quedo petrificada… Era su primer trabajo, no sabía que llevar, ni siquiera sabía donde quedaba la tienda… afortunadamente venia la dirección en el periódico, con esfuerzos hizo su curriculum, tardo toda la tarde… Acabo en eso de las 8 de la noche, ella solo quería poner a cargar su batería a cargarse. Después, al poco rato de terminar se fue a sacar algunas cosas de las cajas que faltaban de desempacar, al terminar, instalo cables para cargarse. Cuando termino estaba muy cansada, al fin se conecto.

Al despertar, ella no sabía a qué hora llegar a la tienda así que fue temprano, el día estaba nublado, un clima perfecto para ella, no le temía a la lluvia ya que ella estaba hecha de un material especial para que no se mojara su interior. Al llegar, con dificultad porque se perdió varias veces, abrió la puerta, al entrar sonó esa típica campana en la puerta, la chica se espanto al oírla, al voltear a ver la campana se estrello con alguien, tan fuerte fue el impacto que cayó al suelo.

-L…Lo…. Siento…

La chica quedó petrificada al ver al chico con el que había chocado, se veía lindo, le gustaba su forma de vestir, con unos ojos hermosos.

-No, perdóname tu, yo soy el torpe aquí –Dijo el chico peli azul ayudando a levantar a la chica tímida. -¿En qué te puedo ayudar?

-E-es que quería ver el empleo que esta d-disponible… -La chica tímida no dejaba de trabarse.

-Ah claro por aquí.

Los órganos que vendían eran hermosos, de varios tamaños y colores, la chica estaba tan distraída en ellos que casi se tropieza. El peli azul guió a la chica hasta una puerta que estaba hasta al fondo.

-Hay alguien que quiere el puesto disponible. –Dijo el peli azul asomando solo su cabeza hacia el cuarto.

-Sí, que pase. –Dijo la voz que provenía de aquel cuarto.

-Pasa –El peli azul se hizo a un lado para dejar pasar a la chica tímida.

La chica paso a la oficina con nervios… Muchos nervios quizá…

-Toma asiento

Ella, jalo una silla y se sentó rápidamente, sin mirar a los ojos al jefe, él se sentó enfrente, los dividía un escritorio.

-¿Tú eres la chica que llamo aquí el día de ayer?

-S-si…

-Muéstrame tu curriculum.

Tímidamente la chica se lo dio, miraba con muchos nervios al jefe, él estaba muy distraído leyendo el curriculum. Ella miraba a su alrededor, pero ahora de los nervios ella estaba temblado, sudaba frío. Después de un rato, un golpe en el escritorio la saco de sus pensamientos y la regreso al mundo.

-Felicidades… Esta contratada.

-E… ¿En serio?

-Sí, mañana a las 7, viene y le explico que tiene que hacer.

La chica asintió con la cabeza, y le dio la mano al jefe, tomo sus papeles y salió de la oficina, cuando cerró la puerta, vio a aquel chico peli azul, ella al verlo sentía algo, le atraía a la chica. Ella decidió no decirle nada y se siguió, pero el peli azul la tomo del hombro. Ella volteo asustada, cuando vio que era él, se sonrojo.

-Perdón por asustarte de esa manera –Dijo preocupado el peli azul- ¿Te dieron el trabajo?

-A-ah… No te preocupes yo me asusto fácilmente y si… Mañana estaré aquí de nuevo –La chica sonrió

-¡Genial! –El peli azul abrazo a la chica lo cual provoco que se sorprendiera y se sonrojara aun mas.- Por cierto… ¿Cómo te llamas? –Dijo alejando un poco a la chica.

-A-ah…  Y-yo… B-bueno claro a mi me preguntaste y… E-el punto es que me ll-llamo…

Sus pensamientos iban como rayo, un nombre, un nombre, ella era la maquina Somni-4398, se le ocurrió quitar los números y solo… Somni.

-S-Somni… A mi madre le gustaba mucho ese nombre –Inventó- y siempre me pregunto de donde lo habrá sacado… -Calló Somni- Perdón a veces hablo demasiado… ¿Y-y tú cómo te llamas?

-Hahahaha yo me llamo Stuart Pot, pero me puedes decir Stu… Y me intereso mucho el tema de tu nombre, sonaba graciosa la historia… -Dijo el peliazul soltando unas pequeñas risas.

-¿E-en serio? –Se sonrojo la robot.

-Si… Bueno dejo que te vayas… Además mi  jefe vera que no estoy haciendo nada y me despedirá

-Hahahaha Ok A-adiós

Somni salió rápidamente de ahí con una sonrisa atontada, no dejaba de reír, en el camino no dejaba de pensar en Stuart, ella creía que le empezaba a gustar pero su mente lo negaba debido a que apenas lo conocía. Al llegar tomó una lata de aceite y comenzó a ver la televisión.

Por otro lado Stuart mientras trabajaba, pensaba en Somni se le hacía muy tierna y no entendía porque cuando le hablo se puso muy nerviosa. Empezaba a atardecer, Somni decidió dar un paseo comenzó a explorar por la cuadra de donde vivía. Todo era hermoso, empezaba otoño, había una brisa agradable tirando las hojas de los árboles de un color café, era un clima perfecto para la chica tímida.

Mientras caminaba, miro al cielo y se perdió en sus pensamientos… Ella era la típica chica que se distraía por cualquier cosa que pasaba, pensaba como conoció al peliazul, saco su sonrisa tonta y se sonrojo un poco. Una fuerte ventisca de aire la saco de sus pensamientos, se le había metido una pequeña basura en su ojo.

-Maldita sea mi estúpida suerte… -Dijo enojada, en voz baja tallándose el ojo.

Seguía caminando, tallándose el ojo con cara de frustración, de pronto al frente vio a un chico, esos cabellos inconfundibles, que los hacía mover una pequeña brisa, Somni de la impresión se volvió a tallar el ojo para ver si estaba viendo bien… Si, lo estaba, era el peliazul delante de ella. Sin embargo el no tenía idea de que la chica tímida estaba atrás de él, estaba de espaldas, rápidamente la chica regreso de donde venia, tenía vergüenza de que la viera. Al dar un paso, Somni piso una de sus agujetas ya que estaban desabrochadas, esto provoco que cayera y soltara un grito haciendo un gran escándalo.

-Estúpida estúpida estúpida –Repetía una y otra vez la robot- Estúpida suerte… Demonios.

-¿Estás bien? –La robot mientras volteaba, imploro a los ángeles de que Stuart no la viera caer, pero fue inútil.

-A-Aamm si-si… Gracias –Dijo jalando al Stuart para levantarse.- Eres muy a-amable… ¿Ya saliste de trabajar? –Dicho eso siguieron caminando.

-Sí, de hecho voy para mi casa… ¿Tu en donde vives?

-N-no muy lejos de aquí –Dijo señalando hacia atrás con el pulgar- De hecho no llevo mucho caminando.

-¿Ósea que somos casi vecinos? –El peliazul soltó una pequeña risa.

-Haha si…

Se formo un gran silencio incomodo, así que Somni decidió hablar…

-Bueno me voy regresando ya que vas para tu casa… -Dijo señalando de nuevo hacia atrás con su pulgar.

-¿No quieres ir a mi casa? –Dicho esto la chica tímida se sonrojo como un jitomate- Hoy cenaremos lasaña mi familia y yo.  –Sonrió el peliazul

-N-no gracias, n-no quiero causar molestias –Tímidamente comenzó a dar pequeños pasos hacia atrás pero el peliazul la agarro del brazo haciendo que estuviera más roja que un jitomate.

-Claro que no es ninguna molestia –Comenzó a correr el peliazul jalando a la chica.

No quedaba mucho camino, llegaron en minutos, tenían una cuadra de diferencia. Llegaron a casa, Stuart sacó sus llaves, tenían un llavero gracioso, tenía esos muñecos que le daban apariencia de peludo, tenía muchos colores y un sombrero gracioso. Abrió la puerta y se quito su chamarra, acto seguido la colgó en un perchero que tenían en la entrada.

-¡Mamá! ¡Papá! ¡He llegado! –Grito Stuart.

La casa era muy linda, en la entrada inmediatamente quedaba la sala, que estaba unida con el comedor… En el comedor había una puerta que daba hacia la cocina. La mamá del peliazul se asomo una ventana que daba de la cocina hacia la sala.

-¡Llegaste justo a tiempo Stu! La cena ya esta ca… -Se detuvo viendo a la chica, parecía sorprendida y confundida a la vez, una mezcla un poco confusa.- ¿Quién es ella? –Ladeo un poco la cabeza.

-¡Ah, sí!... Mamá, Te presento a Somni, Somni, Mamá, -Señalo a cada una diciendo los nombres.- bueno en realidad se llama Rachel pero no sería adecuado decirle así y… –Callo el peliazul.

-Haha… Hola señora, perdón por las molestias… -Dijo Somni en un tono tímido.

-No te preocupes –Dijo amablemente la mamá del peliazul.- Stu, llama a tu padre y ve poniendo los cubiertos en la mesa.

-Si claro…

-¿La ayudo en algo? –Somni tenía ganas de hacer algo, si no se sentiría como… un estorbo.

-No te preocupes, ya está todo listo –Sonrió la mamá de Stuart.

El padre de el peliazul bajo las escaleras que quedaban en una de las entradas del comedor  y vio a Somni parada, el ladeo la cabeza confuso.

-¡Stuart! ¡¿Quién es ella?! –Dijo esto girando un poco la cabeza hacia las escaleras sin dejar de ver a Somni.

-Ah… Es Somni, Somni, Papá… Bueno es David pero… Aaagh que confuso es todo esto –Dicho esto se sentó en la mesa un poco frustrado.

Todos se sentaron, Stuart en frente de su padre y Somni al lado de Stuart, tiempo después llego Rachel a dejar el plato en medio de la mesa y empezó a servir a todos, comenzaron a comer en un gran silencio incomodo. Somni, no quería comer, preferiría un plato de tuercas con un vaso de aceite… Una cena perfecta para ella, pero por educación comía… Con dificultad. El silencio permaneció ahí por minutos pero esta vez David decidió hablar para romper el hielo…

-Y… ¿Es tu novia? –Dicho esto Somni tosió debido a que la agarro tomando agua y se sonrojo más de lo normal.

-No Papá… Es solo un amiga… -Decía el peliazul dándole unos pequeños golpes en la espalda a Somni.

-Uy… Lo siento –Dijo tomando otra cucharada de lasaña.

Después de un rato Somni y Stuart ayudaron a Rachel a recoger la mesa dentro de un silencio que los rodeaba. Al terminar Stuart invito a Somni a su habitación, Somni siguió a Stuart, en la parte de arriba, terminando las escaleras había un pasillo y en ese pasillo habían 4 puertas de las cuales una daba al cuarto del peliazul

Entraron, su habitación estaba desordenada, tenía muchos comics, discos tirados por todos lados, etc. Etc. La chica tímida se sentó en la cama… Encima de toda la ropa…

-Perdón por el desorden del cuarto –Dijo el peliazul recogiendo un poco y soltando una pequeña risa.

-Ah, n-no te preocupes… Yo soy igual de desordenada. Haha

El peliazul pegó un brinco hacia su cama quedando al lado de Somni, esta se sonrojó y los dos rieron.  Un silencio incomodo estuvo ahí por unos minutos, los 2 miraban por lados opuestos, varias veces se miraban de reojo y reían, hasta que el peliazul encontró un tema del cual hablar.

-Y dime… ¿Te gusta The Human League?

-No… ¡ME ENCANTAN!

-¿¡En serio!?

-¡Los amo!

-Genial, genial… ¿Sabes? Eres la primera chica que conozco que los ama…

-¿En serio? Que malos gustan han de tener las demás chicas…

El peliazul rió y se levanto de la cama, tomo uno de los discos que tenía tirados en el piso y lo puso en un tocadiscos… Era The Human League, sonaba Don’t you want me, era la favorita de Somni.

-¡ESA LA AMO! –Dijo sentada dando unos pequeños brincos.

Esa canción le recordaba mucho a su creador. El peliazul solo rió y regreso al lado de Somni tarareando la parte de la canción en la que iba, volvieron al silencio incomodo… Bueno, no era un silencio ya que los 2 cantaban, a Somni le encantaba la voz de Stuart, la hechizo por completo, sentía como su piel se le erizaba por completo, ella sentía que cada vez le gustaba más, ahogada en sus pensamientos no se dio cuenta de que se le quedo mirando, se dio cuenta cuando él la vio, ella rápidamente desvió la mirada hacia otro lado.

-¿Qué? –Dijo con una sonrisa el peliazul.

-Ah-ah nada es que es solo q-que me gusta como cantas

-Oh gracias, eres de las pocas personas que la ha oído –Se apeno y se puso una mano en la nuca.

-¿En serio? E-en verdad me gusto como cantaste…

-Gracias…

Los 2 se quedaron mirándose fijamente, la chica poco a poco se sonrojaba, sacaba una que otra risa tonta y desviaba a veces su mirada, el peliazul no la dejaba de ver, poco a poco quitaba su sonrisa y la cambiaba por un rostro serio, el comenzaba a sentirse atraída por ella, comenzó a acercarse a la chica lentamente, Somni sabía que iba a hacer, por instinto se levanto rápidamente y tomo sus cosas.

-M-me t-te-tengo que ir, m-mañana te veo e-en el tr-trabajo –Estaba más roja que un jitomate.

El peliazul se quedo sentado en la cama, viendo como se iba Somni por la puerta. La chica paso rápidamente por la cocina y la sala, los padres de Stuart solo oyeron “hasta luego, muchas gracias” cuando voltearon ya había salido Somni por la puerta. Stuart quiso alcanzarla se asomó por las escaleras pero ya era muy tarde, sus padres lo miraban con confusión.

-¿Ahora qué hiciste Stuart? –Dijo David… el padre de Stuart.

-¿Y-yo? N-nada, lo j-juro –Esta vez se sonrojo el peliazul.

-¿Cómo que nada? ¡Salió corriendo como si no hubiera mañana!

-Déjalo David –Esta vez Rachel habló- Sube a tu cuarto Stu, antes de que tu padre saque una lámpara y te interrogue

Stu, sin pensarlo 2 veces, subió a su habitación, no le gustaba que su padre empezara a interrogarlo, mientras subía las escaleras pensaba en lo que hizo, creía que era muy pronto, a él le atraía Somni por su forma de ser  y porque era muy linda para él, cayó en la cama quedando boca arriba, perdido en sus pensamientos mirando hacia el techo, tomó la funda de la cama del disco que había puesto, sonrió al ver el nombre del grupo ya que se acordó de Somni, volvió a poner la funda de donde la tomo y volvió a perderse en sus pensamientos.

Por otro lado Somni, mientras iba camino a su casa, no quitaba esa sonrisa enamorada, un escalofrió recorría por su espalda cada vez que recordaba lo sucedido, pero a la vez se arrepentía por no haberle seguido el juego, pero a la vez pensaba que hizo bien, se han conocido poco, era una mezcla de emociones muy rara. Ya estaba obscuro ¿Paso toda la tarde con Stu? No se lo creía. Llego a su casa, no metió las llaves a la cerradura a la primera, seguía temblando, de que no lo podía hacer, reía sola, entro a su casa, subió a su cuarto y aventó sus cosas al piso, 2 días en esa casa y tenía un completo desastre en su habitación, conectó cada cable a su cuerpo soltando un gran suspiro de enamorada.

___________________________________________________

Bueno, ese fue el primer capitulo :3 espero que les haya gustado y todo, me gustaria que dejaran sus comentarios... No importa si son buenos o malos hahaha... haha-haha...
_________________


Peliazul Ojinegro :3


Última edición por TacoFaceache el Mar Abr 16, 2013 11:11 pm; editado 1 vez
Subir ^
Akiko
Old-School G-Fan
avatar

Reg.: 06 Oct 2012
starstarstarstar

Mensajes: 118
Género: Femenino
España


#2 Publicado: Jue Abr 04, 2013 2:19 pm  Responder citando

Vaya vaya con somni, como liga jaja.

Espero el siguiente capitulo, ha quedao muy chulo.
Hay 2D, no se como lo haces pero atraes y espantas a la vez a las mujeres...
_________________
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#3 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Vie Abr 05, 2013 4:16 pm  Responder citando

Akiko escribió el Jue Abr 04, 2013 2:19 pm :
Vaya vaya con somni, como liga jaja.

Espero el siguiente capitulo, ha quedao muy chulo.
Hay 2D, no se como lo haces pero atraes y espantas a la vez a las mujeres...


Ooow Gracias por comentar y esas cosas... Prometo que ire mejorando por que admito que la cague en algunas reglas del fic hahahah :3
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#4 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Dom Abr 07, 2013 7:50 pm  Responder citando

Los personajes de Gorillaz no me pertenecen, les pertenecen a Damon Albarn y Jamie Hewlett

CAPITULO 2: Miedo a perderte

Comenzaba a soñar, pero empezó a escuchar golpes, con pereza, se desconecto cada cable, un poco confundida, espero a que sonara de nuevo … Volvió a sonar, provenían de la ventana, se asomo, pero solo veía una silueta, no sabía si abrirla, pero al fin se decidió en hacerlo, era el peliazul, la chica quedo petrificada y mas roja que un tomate, todos esos sentimientos regresaron como si la golpearan.

-¿Q-Que paso? –La chica no dejaba de tartamudear cada vez que lo veía.

-¿Puedes salir?

-Claro, a-ahora salgo.

Somni estaba tan feliz como un pequeño niño al que le compraron su caramelo preferido, hasta llego a pensar que era un sueño, al cerrar la ventana, rápidamente se puso en cuclillas y escondió su cabeza entre sus piernas y pecho, sus manos agarraban su cabeza

-Es un sueño, es un sueño –Repetía una y otra vez muy feliz.

Levanto su cabeza para verificar si había despertado… Era real, rápidamente se levanto y se puso lo primero que vio, salió rápidamente de su cuarto, bajo tan rápido las escaleras que casi tropieza, pero no le importo. Ya era tarde, la 1 de la madrugada.

Salió, vio al peliazul sentado en el césped de espaldas hacia la casa, que jugueteaba con el césped, Somni se acerco sigilosamente y le toco el hombro haciendo que Stu diera un pequeño brinco, volteo, sus ojos brillaban con las luces de la calle, había una agradable brisa que hacían mover ese cabello azul que volvía loca a Somni, esa sonrisa que hipnotizaba, o tal vez, solo a ella, esta se sonrojo.

-Ven, siéntate –Dijo el peliazul haciéndole una señal de que se sentara a su lado.

La chica lo hizo, sin mirarlo a los ojos, su corazón iba a mil por hora. Un silencio incomodo estuvo ahí por minutos, de repente se miraban de reojo, Stu soltaba unos suspiros pensando en que decirle. En la cabeza del peliazul, rodaban las palabras de su padre como: “Ve por ella tigre”… De tanto pensar y pensar, al fin supo que decirle.

-Somni… -La chica volteo a ver al peliazul- He estado pensando en lo que hice y pues la verdad… pues tu sabes ¿no?... y es que –El peliazul empezaba a ponerse nervioso sobándose la nuca- Este… Pues… creo que me gustas y pues… Quisiera conocerte mejor –Seguía jugando con el césped, sin mirar a la chica.

-L-La verdad, tu también creo que me gustas y… Me pareces buena persona y eres muy simpático.

El peliazul solo sonrió, no sabía que responderle a la chica, un sentimiento muy grande de nervios los invadía a los 2. Un silencio estuvo ahí nuevamente, Somni nunca había estado tan feliz en toda su vida. De nuevo se miraban de reojo y sonreían mutuamente, Stuart tenía ese sentimiento de decir algo, hasta que…

-¿Quieres dar un paseo?

-Claro –Sonrió la chica.

Los 2 se levantaron, Stu ayudo a Somni a levantarse, caminaban lentamente por la calle. Los ojos del peliazul resaltaban gracias a las lámparas de la calle, Somni, hechizada, contemplaba la situación, le encantaba ver cómo le brillaban los ojos al peliazul, Somni reacciono y miro hacia delante, no quería que Stu la viera, pero sin embargo el peliazul si se dio cuenta.

Después de dar unas vueltas a la cuadra, platicas graciosas, sobre gustos, historias sobre su niñez (algunas inventadas por parte de Somni) y demás, decidieron regresar a casa de la robot. Ya en la puerta, la robot reviso las bolsas de su sudadera para sacar sus llaves, pero no las llevaba… Maldijo su suerte como las demás veces, en cualquier momento se le acabaría la batería, pero por fortuna al día siguiente tendría una oportunidad en llegar rápidamente a conectarse. El peliazul noto la situación y se acerco a Somni.

-¿Qué pasa?

-Olvide mis llaves adentro de la casa… -Dijo golpeando su cabeza en la puerta

-Demonios…

Somni se fue a acostar en el pasto, Stu hizo lo mismo, cuando este se acostó, Somni lo miro y por un momento ellos 2 cruzaron sus miradas, esto hizo sonrojar a la robot. Durante un silencio, Somni comenzaba a sentir frio, de no ser por esos grillos, solo sonarían los dientes de la robot como unas castañuelas, empezaba a hacer mucho viento.

-Tengo frio…

Stu creía que lo dijo como una indirecta para que la abrazara, sin embargo ella lo dijo por reflejo, sonrojada a más no poder, sentía el cálido abrazo calentándola cada vez más. Se le comenzaba a bajar la batería, empezaba a cerrar los ojos, de la nada, recordó una melodía que le recordaba a su creador.

-Please forgive me for whatever I do… When I don’t remember you… Daaaa… Daradada dadaaa… -Empezaba a sollozar- Daradada dadaaa… daradada… Da… Daaaa. –Cantaba con los ojos cerrados llorando.

El peliazul quedo paralizado al oír su voz, era tan dulce, tan tierna, le gusto como canto, quería decirle un cumplido pero la chica ya se había quedado sin batería con unas lagrimas que se deslizaban por sus mejillas, Stu se las limpio con su pulgar y le abrazo un poco más fuerte, finalmente, Stu quedó dormido.

A la mañana siguiente Somni se levanto primero, ella miro a Stu con ternura, se veía tan lindo dormido. Tomo su celular para ver la hora, 7:13… ¡¡7:13!! Su primer día de trabajo y llegaría tarde, se levanto rápidamente y despertó al peliazul.

-¡STU! ¡STU! –La chica lo zarandeaba salvajemente.

-¡¿Qué?! ¡¿Qué pasa?!

-¡ES TARDE!

-¡¿Para qué?! –Decía el peliazul sentándose en el césped tallándose un ojo.

-Ay… ¡Para hacer Hot Cakes! –Dijo la chica con sarcasmo- ¡Pues para el trabajo!

-¡Demonios es cierto!  -Se levanto como un rayo

El peliazul caminaba en círculos, mientras se sacudía su cabello con desesperación, no sabía qué hacer, solo pensaba en que lo iban a despedir. Por otro lado la chica quería entrar a la casa y recordó que no tenía las llaves, ella maldijo todo lo que tenía en frente, quería que la tierra se la tragara, tenía que llegar a recargarse o si no jamás volvería a despertar, quedo parada enfrente de su casa y la miro de arriba hacia abajo, hasta que su vista topó con una ventana y se le ocurrió una idea.

-¡Stu! ¡Ven, ayúdame a entrar por esta ventana!

El peliazul, sin pensarlo, corrió a ayudarle, el puso sus manos en forma de “cazuelita” para que Somni subiera un pie y este la ayudara a subir, pero ella por accidente le pisaba la cara al peliazul hasta que al fin pudo abrir la ventana, poco a poco metía cada parte de su cuerpo, hasta que de repente perdió el equilibrio y entro tropezando, rápidamente se levanto y corrió a abrirle a Stu.

-¡Ven Stu!

Stu entro, acto seguido, Somni cerró la puerta.

-Yo me bañare rápido y después tú –Stu se sorprendió, no le dio tiempo de decir algo

Dicho eso, Somni subió las escaleras como si no hubiera un mañana que de igual forma que anoche, casi tropieza, entro al baño, se desvistió mientras abría la llave de la regadera, una vez desnuda no le importo si el agua estaba caliente, se baño con agua helada.

Por otro lado Stu mientras esperaba, veía las fotos que estaban en la sala, era Somni de pequeña con un señor, Stu supuso que era su padre… Padre… Stu recordó que anoche no llego a casa, sus padres estarían preocupados, o peor, pensarían otras cosas, de nuevo la presión llego hacia a él, haciendo que le diera un fuerte dolor en la cabeza, por suerte traía sus pastillas de bolsillo, sin necesidad de agua, se tomo 2, ya estaba acostumbrado.

-¡Te toca! –Grito una voz que provenía de arriba.

Sin dudarlo Stu subió rápidamente, subía escalones de 2 en 2, al llegar, Stu vio un pasillo, miro de lado a lado, confundido…

-¡¿En dónde está el baño?! –Grito desesperado.

-¡La segunda puerta del lado derecho! –Grito Somni desde su habitación.

Stu corrió hacia el baño, la robot ya había terminado de vestirse y se conecto lo más rápido que pudo. Por otro lado el peliazul, ya estaba completamente desnudo, pero no sabía cual llave abrir primero, abrió la primera que vio y se metió, espero a que se le remojara el cabello para finalmente ponerse el shampoo, poco a poco comenzó a sentir el agua tibia, caliente… Stuart dio un gran brinco al sentir el agua hirviendo, rápidamente la cerro y abrió la otra y finalmente se baño con agua helada al igual que Somni.

Ya listos los dos, salieron como un rayo de la casa, sin embargo Somni solo podría durar antes del anochecer. Esta vez la robot si recordó llevarse sus llaves, la chica miro la hora en su celular 7:38, ya era demasiado tarde, Stu iba corriendo a su lado aun con el dolor de cabeza, las pastillas tardaban un poco en surtir efecto. Llegaron al trabajo 8:15, entraron rápidamente y sigilosamente para que le jefe no los viera, pero la campana de la entrada los traiciono, al sonar la campana el jefe salió rápidamente de la oficina y se acerco a la puerta.

-¿Por qué demonios tan tarde? –Pregunto el jefe de brazos cruzados.

Los 2 comenzaron a hablar tartamudeando tratando de que se les ocurriera una excusa, el jefe no entendía que trataban de decir, entre tanta confusión, el jefe decidió dejarlos y les dijo que no lo volvieran a hacer que a la próxima estarían despedidos, los 2 asintieron con la cabeza.

-Y tu –Dijo el jefe señalando a la chica haciendo que esta se paralizara- Ven, te diré que hacer.

Somni se acerco al jefe tímidamente, este le abrazo por el cuello mientras se iban,  la chica miro hacia atrás para ver a Stu, el peliazul le hizo una señal a Somni de buena suerte, esta volvió a mirar hacia al frente con nervios.

-Mira, tu estarás aquí parada y se te acerca un cliente, solo le preguntas que va a querer…

-… ¿Y eso es todo?

-Si… Por eso tengo solo a Stuart, los demás renunciaron porque esto es aburrido… Y si te veo platicando o flojeando, automáticamente estarás despedida –El jefe sonrió

-E-está bien…

El jefe se dirigía a su oficina hasta que Somni recordó una pregunta se lo preguntaría a Stu, pero si la veía platicando con el estarían despedidos los 2, la chica corrió rápidamente hasta el jefe y lo tomo por el hombro.

-¿Y a qué hora salimos? –Somni se arrepintió de preguntar.

-Salir, salir, lo único que importa ¿No?… A las 5

-Lo siento y está bien.

El jefe no respondió y solo se concentro en llegar a su oficina, Somni regreso a su lugar y el jefe asomo su cabeza.

-Por cierto, me estaré asomando para vigilarlos. –Dicho esto se metió a su oficina

Somni nerviosa, miraba para todos lados, se ponía más nerviosa con solo pensar de si venia un cliente, pero recordó lo que le dijo el jefe (“los demás renunciaron porque esto es aburrido…”) así que supuso que ni una mosca se para en el local… Efectivamente, así paso, era hora de cerrar, Somni se dirigía hacia la salida pero el peliazul la tomo por el hombro.

-Emm… Con lo que paso anoche… Quería decirte que cantaste muy hermoso –El peliazul se tomo de la nuca, como señal de pena.

-¿Anoche cante? –Dijo la chica mientras se rascaba la cabeza- ¡Ah claro!... ¿En serio canto bien? –Esta vez ladeo la cabeza.

-Sí y me gusto la melodía, ¿De dónde la escuchaste?

-Ah me la cantaba mí….

-¡Muévanse que ya cerramos! –Dijo el jefe pasando entre Somni y Stuart.

Los 2 se quedaron viendo al jefe como salía del local, este volteo a verlos y les hizo una señal que decía que los estaba esperando para que finalmente cerrara con llave la puerta y los 2 salieron rápidamente de ahí.

-Ahora si… ¿En donde escuchaste la canción que cantaste anoche? –Dijo el peliazul caminando junto con la chica

-Ah cierto… Me la cantaba mi madre cuando era pequeña, -Volvió a inventar- en esos momentos en los que no podía dormir o pensaba que había un mounstruo debajo de mi cama, es gracioso por que la letra no tenía nada que ver con lo que pasaba, pero me tranquilizaba –Decía la chica mientras sacaba unas pequeñas risas.

-¿En serio?... ¿Y qué dice la letra?

-No la recuerdo muy bien, es algo borroso, lo único que recuerdo es que en una parte dice que tiene miedo de perderse a sí mismo y tiene que también tiene miedo de perder a la chica de la que habla la canción y otra parte dice que por favor lo olvide por cualquier cosa que haga cuando no la recuerde… Es muy confuso… -Somni movía la cabeza mientras decía todo eso.

-Creo que entendí –Esta vez el peliazul dijo soltando pequeñas risas.

Somni rió a su respuesta. Después de estar en un silencio el resto del camino, Somni recordaba la canción le entraban ganas de llorar cuando la recordaba pero aguanto, no quería llorar enfrente de Stu y menos decirle el porqué lo hacía. Llegaron al punto donde se tenían que separar para irse cada quien a su casa. Se despidieron, y se dirigieron a su casa. Mientras, el peliazul mientras se iba, recordó que dejo a sus padres preocupados, el no quería mal entendidos así que corrió hacia su casa. Al llegar hizo lo mismo de siempre, pero esta vez encontró a sus padres sentados en el sofá.

-¡Por el amor de dios Stuart nos tenias muy preocupados! –Dijo la madre de Stuart poniéndose de pie y dirigiéndose hacia a él para abrazarlo. -¿Por qué no regresaste? –Lo alejo un poco.

-Déjalo Rachel, ya sabrás lo que habrá pasado… -Esta vez el padre de Stu habló

-No te refieres a…

-¡Mamá! ¡Papá! ¡No paso… eso!

-¿Entonces por qué no regresaste anoche? –El padre del peliazul ladeo la cabeza.

-A-ah pues al salir a ella se le olvidaron las llaves adentro de su casa y por alguna extraña razón nos quedamos dormidos afuera…

-¡Oh por dios!... ¿Y no te resfriaste? –Dijo la madre del peliazul sacudiéndole la ropa a Stu.

-No mamá, no… -Stuart habló de mala gana.

-Bueno al menos estás sano y salvo… ¡Hora de cenar! –Dijo David levantándose y dirigiéndose a la cocina.

Cenaron, mientras lo hacían, David hacia más preguntas delo que había pasado con Somni, Stu las respondía  de mala gana que además de todo le dio una de sus fuertes migrañas, el se dirigió hacia su habitación sin terminarse su plato. Abrió uno de sus cajones del buró donde tenía guardada una pequeña caja con todos sus medicamentos, rápidamente se metió 2 pastillas a la boca, de nuevo sin agua. Para tranquilizar mejor el dolor, el peliazul se durmió temprano… Muy temprano, apenas estaba obscureciendo.

Por otro lado Somni ya se había conectado, en cualquier momento se le acabaría la batería, cuando de repente  escucho un camión estacionarse al lado de su casa, se asomo a su ventana, afortunadamente los cables llegaban hasta la ventana. Era otra chica mudándose tenía un periódico en la mano y hablaba por teléfono tal vez estaría buscando empleo. La chica de afuera, era alta, cabello negro, sus dientes eran grandes igual que sus labios, buen cuerpo. A Somni le gustaba como se vestía. Ella regreso de donde estaba, mañana la saludaría, paso el resto del día conectada, antes de apagarse puso su despertador, no quería llegar tarde otra vez al trabajo.

A la mañana siguiente, Somni se desconectó con pereza e igual lo hizo cuando se duchó. Al salir vio a la chica nueva, también salir de su casa.

-¡Hola! –Grito Somni.

-Emm… ¡Hola!

Somni se dirigió a su trabajo, perdió de vista a la chica nueva, al parecer iban al mismo lado pero la robot lo negó con la cabeza, la chica nueva caminaba muy rápido. Llego al trabajo, quien ahí ya estaba Stu, lo saludo y al caminar este la tomo por el brazo.

-Va a trabajar una chica nueva –Dijo susurrando para que el jefe no los oyera.

-¿Cómo lo sabes? –Somni hizo lo mismo.

-Acaba de entrar, el jefe ahora está hablando con ella.

Los 2 oyeron la puerta abrirse y corrieron rápidamente a sus lugares, el jefe y la chica nueva salieron de la oficina, Somni se sorprendió de ver quien era… Era la chica que se acababa de mudar.

-Gracias por darme el trabajo señor, prometo trabajar duro. –Dijo la chica extendiendo su mano al jefe.

-Más te vale. –El jefe tomo la mano de la chica.

La chica se dirigió a la puerta, ahí estaba el peliazul, quien le brillaban los ojos por ver a la chica nueva, este le abrió la puerta como todo una caballero.

-Gracias… -La chica se detuvo para que le dijera su nombre.

-A-ah Stuart pero puedes decirme Stu…

-Gracias… Stu… -La chica rió.

-¿E-eh? ¡a-ah! S-si de nada… Por cierto, ¿Cómo te llamas?

Somni miraba toda la escena, corría ira por sus venas, tenía ganas de sacar sus armas, miraba con furia a la chica nueva, le entró un instinto asesino en esos momentos, pero respiro hondo no quería que el peliazul tuviera una mala impresión de ella.

-Paula… Paula Cracker, bueno me tengo que ir, que te vaya bien Stuart… Perdón, Stu –Volvió a reír.

-Adiós, Paula. –El peliazul cerró la puerta.

Stuart soltó un gran suspiro mirando un punto fijo a la pared, muy sonrojado. Somni pensó lo peor, no quería perder al peliazul después de lo que le dijo esa noche. Al cerrar el local, Stu no dejaba de quitar esa sonrisa, a veces soltaba esos suspiros que a Somni le reventaban los oídos,  ella se sentía triste entonces Stu se dio cuenta.

-¿Qué pasa?... Te veo triste…

-A-ah no es que hoy me dio sueño temprano –Mintió

-Está bien… Pensé que te pasaba algo –Se alivio el peliazul.

-No para nada…

Por suerte Stuart era ingenuo, si le decías una indirecta el no la captaría, Somni no quería ver al peliazul hasta que se sintiera mejor, pero la mala suerte de la robot hizo que Stuart la acompañara de nuevo hasta aquella cuadra en donde viven, lo hacía siempre. Stuart nunca dejaba de hablar de Paula, Somni tenía que oírlo y poner esa sonrisa falsa. Empezaba a obscurecer, al fin llegaron en ese punto donde se separaban, fue un largo camino para Somni. Al llegar al patio de su casa vio a Paula, a Somni se le fueron las ganas de saludarla pero…

-¡Oye tu!

-No puede ser… -Dijo Somni en voz baja.

-A ti te vi en mi nuevo trabajo, ¿Es genial ese trabajo?

-Pues… ni una mosca se para ahí… Recomiendo que renuncies es TAN aburrido ese trabajo… -Somni puso una sonrisa falsa e inventó para que se alejara del peliazul.

-No, me gustan los trabajos que te pagan por no hacer nada –La robot borro la sonrisa de su rostro- Por cierto… Stuart… ¿Lo conoces?

-Trabajo con el… -Disimulo Somni su enojo, no quería empezar el tema.

-Es muy lindo y tan amable que me dan ganas de asfixiarlo con un abrazo –Dijo Paula con ternura

-Lo sé… Es muy lindo. –Somni no quería oírla mas estaba a punto de llorar- Bueno me tengo que ir, tengo cosas que hacer y blah blah.

-Ah claro, nos vemos mañana.

Somni corrió a su casa, aventó sus cosas y se dejo caer en uno de los sillones, comenzaba a soltar el llanto. Tenía demasiado miedo en perder al peliazul, se sentó bien y vio la fotografía de ella cuando tenía las piezas que le daban apariencia de 9 años con su creador, lloró mas por que recordó lo que le paso a su creador…

_______________________________________

Emm... Este ha sido el capitulo 2, admito que en el capitulo 1 la regue en algunas reglas de los FanFics e estoy intentando mejorar... Acpto todo tipo de criticas y comentarios... Ayudan a mejorar... O bueno... Eso digo yo, lol.
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
Little Nods
Jamie Hewlett
avatar

Reg.: 25 Mar 2012
starstarstarstarstar

Mensajes: 215
Género: Femenino
México


#5 Publicado: Lun Abr 08, 2013 11:13 pm  Responder citando

me acabo de enamorar de tu fic ...tienes q continuarlo porfavor :3
_________________
Virtualidad + Musica = 2 formas de expresión, 2 maneras de vivir, 2 combinaciones perfecta, 2 culturas unidas, Mis compañias favoritas, Mi personalidad, Mi propio universo, Mi unico refugio de el mundo real...En pocas palabras "GORILLAZ"
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#6 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Mar Abr 09, 2013 9:45 pm  Responder citando

Little Nods escribió el Lun Abr 08, 2013 11:13 pm :
me acabo de enamorar de tu fic ...tienes q continuarlo porfavor :3


¡OOOW! ¡Gracias! Prometo que lo continuare :3
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
Little Nods
Jamie Hewlett
avatar

Reg.: 25 Mar 2012
starstarstarstarstar

Mensajes: 215
Género: Femenino
México


#7 Publicado: Mie Abr 10, 2013 8:43 am  Responder citando

Very Happy Si i esta padrisimo continuaa!!! :3  Wink  whoa  alabanza  alabanza  alabanza  pop corn  pop corn  pop corn  llorar  headbang  headbang
_________________
Virtualidad + Musica = 2 formas de expresión, 2 maneras de vivir, 2 combinaciones perfecta, 2 culturas unidas, Mis compañias favoritas, Mi personalidad, Mi propio universo, Mi unico refugio de el mundo real...En pocas palabras "GORILLAZ"
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#8 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Mar Abr 16, 2013 9:32 pm  Responder citando

Gorillaz no me pertenecen a mi, le pertenecen a Damon Albarn y a Jamie Hewlett

CAPITULO 3: Un pasado muy doloroso.

*Flashback*

-¡Ok! ¡Somni-4398 es hora de ponerte tus nuevos sentimientos! –Decía el creador emocionado.

-Pero Peter, ¿esto es seguro? –Se preocupó la asistente del cientifico.

-Ya te dije Jessica, no estoy totalmente seguro de que esto sea muy seguro. –El científico puso una cara preocupada.

El científico sabía que al ponerle los sentimientos nuevos, saldría algo malo, solo él entendía todo…

-Si no es seguro ¡Me niego a hacerlo! –La pequeña Somni se cruzó de brazos- ¿Qué tal si lo lastimo amo?

-Dime Peter… Y créeme, todo saldrá bien.

-Pero usted dice que no está muy segur…

-Ap. ap. ap. Hora de ponerte esos sentimientos –Interrumpió a Somni.

-¡ESPERE AMO! Quiero hacer algo antes.

-Ok dime…

La pequeña Somni tomo una hoja, se acerco al científico y tomo una pluma de las que tenía en su pequeño bolso de su bata. Comenzó a escribir en una mesa, con dificultad alcanzaba, tenía que estar “de puntitas” para poder escribir.

-Tomen  –Somni le dio la hoja doblada a Jessica y al cientifico- estoy lista –Se sentó en una mesa que estaba debajo de una cosa que era tipo lámpara enorme.

Jessica y Peter leyeron la carta al mismo tiempo, Peter leyó cada renglón cuidadosamente, leía cada palabra con cuidado, a veces se detenía para entender la letra Somni, ya que era un poco ilegible. El científico sintió como se le oprimió el corazón y soltó el llanto, pero, disimuló un poco para que Somni no lo notara, sin embargo, Jessica lo noto... Sabía un poco de lo que pasaría.

Peter, se limpio sus lagrimas, acto seguido, también escribió algo antes de jalar la palanca y se la dio a Somni, le dijo que se la diera al hermano menor de Jessica, el científico le ordeno a las 2 que no la leyeran, ella asintió con la cabeza al recibir la carta. Antes de que pasara algo, Peter salió con Jessica del laboratorio.

-Ahora venimos, Somni-4398.

-Claro, amo.

-Dime Peter…

Cuando salieron, Somni solo veía a Jessica y a Peter hablando por una pequeña ventana que tenía la puerta, no con una cara muy alegre, después de un rato, solo Peter entro al laboratorio.

-¿Y Jessica? –Pregunto la pequeña Somni.

-Eemm… Ahora viene. Ahora a lo que íbamos…

El científico bajo una palanca, haciendo que salieran rayos de lo que estaba sobre Somni, desde ese momento todo se volvió borroso, solo recordaba como el científico movía su mano indicándole un “adiós” a la pequeña robot, Somni no recuerda nada después de eso.

Ella despertó en el suelo, el laboratorio estaba bañado con un luz roja, veía todo borroso, se alzo un poco tallándose los ojos, vio los lentes destrozados de el científico en el suelo, Somni se sorprendió, miró más adelante, ahí estaba… El científico tirado sobre el piso, cuando Somni miro la escena sintió como si un yunque de emociones le cayera encima, la robot corrió rápidamente hacia a él, comenzaba a llorar.

-¡AMO! ¡AMO! ¡DESPIERTE POR FAVOR! –Somni decía mientras sacudía salvajemente a su creador.

No reaccionaba… incluso… Tampoco respiraba… Somni temía lo peor ¿Ella habría hecho eso?... Se preguntaba una y otra vez, ella quería autodestruirse por lo que hizo, abrazó con fuerza a su creador llorando muy fuerte. Después de algunos lloriqueos muy fuertes, se levanto limpiándose aquellas lágrimas derramadas por la pérdida de su creador.  

Somni, al secarse otras lagrimas, miro la mano del científico, era la carta que le dio antes de instalarle sus nuevos sentimientos, lloro mas al volver a leer lo que le había escrito, ya que no recordó muy bien lo que escribió después de todo el embrollo. Se lo guardo en uno de sus bolsillos, decidida, se limpio sus lágrimas y decidió enfrentar al mundo ella sola ya que el científico la defendía porque todos la juzgaban por ser una robot.

Escucho unos ruidos afuera del laboratorio, se asusto mucho, que hasta se escondió atrás de Peter.

-¿Somni? –Decía una voz femenina.- ¡Oh por….!

Se detuvo al ver que  el científico, ya estaba muerto… Esta quiso llorar pero, no lo hizo debido a que vio a Somni.

-¡Jessica! ¡¿Qué le paso al amo?! –Pregunto Somni entre lloriqueos.

-No hay tiempo Somni, ven. –Jessica tomo a Somni de la mano.

-¡Pero no quiero dejarlo aquí! –Somni forcejeaba con Jessica, y, obviamente, la asistente tenia mas fuerza que la pequeña robot.

Al salir del laboratorio, ya que la robot se había tranquilizado un poco, esta sintió algo en el otro bolsillo de su pantalón, recordó que tenía que darle la carta al hermano menor de Jessica.

-Jessica…

-¿Si? –Somni saco la carta de su bolsillo.- A eso vamos, pequeña.

Se dirigieron a la casa del menor llamado Damon, el se dedicaba a la música, apenas empezaba a triunfar con su banda, el cantaba muy bien. Ellas, al fin, llegaron a su casa, Damon ya conocía a Somni.

-¡Hey! ¡Somni! ¡¿Qué tal todo?! –Pregunto emocionado ya que no la veía en mucho tiempo.

Somni sin decir una palabra le dio la carta a Damon, este miro confuso a la robot y a la asistente, Damon invito a las chicas a que pasaran a su casa, Jessica se negó y solo le dejo a Somni, diciéndole que después hablaba con él. Los 2 pasaron, se sentaron en un sillón, uno enfrente del otro y Damon sin decir una palabra comenzó a leer:

“Hola Damon.

Quiero que leas todo antes de que hagas algo, primero quiero que cuides a Somni-4398, quisiera explicarte el porqué:

Al instalarle sus nuevos sentimientos y sentidos, los rayos que salían de la maquina hicieron que los cables del interior de Somni-4398 hicieran un corto circuito haciendo que perdiera el control de sus sentimientos y  que perdiera la memoria y destruyera todo a su paso incluso hasta a su creador…

Si, ella me mato… Quisiera que no tomaras venganza, no quiero que le hagas algo por lo que me hizo, te pido de la manera más atenta que no le hagas algo… Hazlo por mí… Por favor…

A ella le gustan las tuercas y el aceite, el aceite es su kriptonita, si ella comienza a llorar, por cualquier capricho dale aceite, eso la tranquiliza brutalmente… Cuídala como la hubiera cuidado yo…

                                                                                                                                Gracias.

Te quiere, tu mejor amigo Peter.”


Damon quedo paralizado después de leer todo, comenzaba a sollozar, Peter era su mejor amigo en todo el mundo, lo conocía desde pequeño. Aguanto el llanto, no quería que Somni lo viera, se levanto del sillón… Aun sin palabras, Somni solo lo miraba, Damon miró a la robot y sonrió.

-¿Quieres tuercas? –Dijo aun queriendo sollozar.

-¡Claro!

Somni vivió con Damon 10 años, Graham le enseño a Somni a tocar la guitarra. Entre todos, ayudaron a Somni a componer una canción con lo que le escribió al científico el día que sucedió todo, le agregaron cosas a la letra. Un día tranquilo, Damon y Somni miraban la televisión, pero unos sonidos de sirena de policía los sorprendieron, se asomaron a la ventana su casa estaba rodeada.

-¡Sal de ahí robot, te tenemos rodeada! –Decía uno de los policías por un megáfono.

-Demonios ya te descubrieron… –Maldijo Damon.

-¿Cómo que ya me descubrieron?

Damon suspiro, se arrepintió por completo de lo que dijo, los 2 se dirigieron a la habitación de Damon rápidamente, quien ahí le enseño la carta a Somni, esta lloro después de saber todo, entonces Damon la abrazo.

-¡Tienes 5 minutos para salir! –Grito de nuevo el policía por el megáfono.

-Tengo una idea… –Dijo Damon chasqueando los dedos.

(Por fuera)

-Parece que no saldrá jefe

-Claro que sí, ya verás… Tengo un plan…

Antes de que el policía pudiera hacer algo, Damon salió de su casa con las manos arriba.

-¡Alto!… ¡Oficiales aquí no hay ninguna robot!

-¡¿Cómo lo sabemos?!

-¡Pues si quieren entren a revisar!

-No es mala idea jefe –Dijo uno de los policías.

-Calla… -El jefe pensó, tal vez sería una trampa- ¡Esta bien, ahora vamos!

Los oficiales entraron a la casa revisaron de arriba abajo, cada rincón, a Damon le comían los nervios de arriba abajo, sudaba frio, nunca se había sentido tan nervioso en toda su vida… Nada, no encontraron nada, hasta que los policías se rindieron.

-Tiene razón, no hay nada… Perdone las molestias –Decía el jefe de los policías tomándose del cinturón.

Al fin se fueron, por fortuna, los oficiales no sabían que había patio trasero, dentro de ese patio había un pequeño cuarto con todas las cosas viejas ahí guardadas, ahí estaba Somni, Damon tenía todo planeado, tal vez si los oficiales vieran ese pequeño cuarto les inventaría que desde hace años no encuentra la llave o tal vez una historia de terror… No se sabe con la mente de Damon. El abrió rápidamente la puerta y saco a Somni de ahí.

-Demonios Damon hay demasiado polvo ahí adentro. –Decía Somni tosiendo.

-Lo siento, hace años que no reviso que hay aquí adentro… ¡Ven! –Dijo jalando a Somni del brazo.

Llegaron a la habitación de Damon, este sacó una caja de zapatos que estaba debajo de su cama.

-Deben de estar por aquí… -Decía Damon mientras sacaba todo de la caja- ¡Aha! ¡Aquí están!

El había sacado 2 boletos de avión que iban para Inglaterra, los había comprado por que ya se acercaba el cumpleaños de Somni y pensaba en llevarla allá.

-¿¡Nos iremos a Inglaterra!?

-Algo así…

-¿Cómo que algo así? –Somni ladeo la cabeza confusa

-Iras tu sola…

-¿Por qué?

-Para que ya no te encuentren y no tengas problemas… –Dicho esto Somni suspiro- Prométeme que no regresaras…–Dijo Damon tomando de las manos a Somni.

-Está bien…

Damon le dio a Somni la primera guitarra que uso Graham, ya no la usaba mucho que se diga, Somni la acepto sin dudarlo, amaba esa guitarra, con ella aprendió. Se dirigieron al aeropuerto, después de 3 días y por fin Somni llego a Inglaterra.

*Fin de flashback*

-Feliz cumpleaños a mi… Feliz cumpleaños a mi… -Decía Somni en voz baja, aun con algunas lagrimas.

Ya había obscurecido, Somni fue por la guitarra que le había regalado Damon y comenzó a cantar la canción que ella y la banda habían compuesto con lo que le había escrito al científico.

-Marceline, is it just you and me in the wreckage of the world?... That most be so confusing for a little girl… -Empezaba a llorar cada vez mas- and I know you’re going to need me here with you… But I’m losing myself and I’m afraid you´re gonna lose me too…  This magic keeps me alive, but it’s making me crazy… and I need to save you… But who’s going to save me?... Please forgive me for whatever I do when I don’t remember you… Marceline… I can’t feel myself slipping away… I can’t remember what it made me say… But I remember that I saw you frown… I swear it wasn’t me it was the crown… This magic keeps me alive… But it’s making me crazy… And I need to save you… But who’s going to save me?... Please forgive me… For whatever I do… When I don’t remember you… Please… Forgive me… For whatever I do… When I don’t remember you… Daaaa… Daradada dadaaa… Daradada dadaaa… daradada… Da… Daaaa…

Se levanto del sillón, fue a dejar la guitarra en su lugar y se fue a conectar para que finalmente mañana se fuera a trabajar.

_______________

Bueno, este fue el 3er capitulo, siento que estuvo corto y algo simple, pero hago este capitulo para que entiendan el porque de la cancion y por algo que pasara despues... Bueno, basta de spoilers...

¡Gracias por leer! Acepto todo tipo de comentarios, ayudan a mejorar :3

_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
TostadaEspacial
nuev@
avatar

Reg.: 15 Abr 2013
starstarstarstar

Mensajes: 19
Género: Femenino
Ubicación: Paradise City *-*


#9 Publicado: Jue Abr 18, 2013 8:43 pm  Responder citando

tu escribite la letra de la cancion ?:B
_________________

visiten mi DA http://n00dlechan.deviantart.com/
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#10 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Jue Abr 18, 2013 11:16 pm  Responder citando

TostadaEspacial escribió el Jue Abr 18, 2013 8:43 pm :
tu escribite la letra de la cancion ?:B


No, de hecho sale en hora de aventura, en el capítulo del rey helado y Marceline Hahaha :3
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
TostadaEspacial
nuev@
avatar

Reg.: 15 Abr 2013
starstarstarstar

Mensajes: 19
Género: Femenino
Ubicación: Paradise City *-*


#11 Publicado: Sab Abr 27, 2013 12:09 am  Responder citando

TacoFaceache escribió el Jue Abr 18, 2013 11:16 pm :
TostadaEspacial escribió el Jue Abr 18, 2013 8:43 pm :
tu escribite la letra de la cancion ?:B


No, de hecho sale en hora de aventura, en el capítulo del rey helado y Marceline Hahaha :3


Hasta ahorita no veo ese capitulo ni los bebés de arcoiris xDDDDDDDD
_________________

visiten mi DA http://n00dlechan.deviantart.com/
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#12 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Mie May 15, 2013 10:29 pm  Responder citando

Gorillaz no me pertenecen, le pertenecen a Damon Albarn y Jamie Hewlett

CAPITULO 4: Algo inesperado.

Al día siguiente, hizo la rutina de siempre, llegó al trabajo, se fue a su posición, lo mismo de siempre, lo único diferente era que ahí estaba Paula, en toda la mañana Somni no se pudo quitar de la cabeza la canción de Mr. Moonlight de The Beatles , eso la hacía estar feliz, The Beatles siempre la alegraban.

Stuart y Paula no dejaban de cruzar sus miradas durante toda la mañana, Somni miraba todo, esta vez no le entró un instinto asesino, ni siquiera ella sabía él porque, solo seguía teniendo miedo de que el peliazul ya no le hiciera caso, ella no se sacaba Mr. Moonlight de su mente, ese grito del principio de la canción, no salía de su cabeza.

Lo mismo pasaba día a día, Stuart cruzando miradas con Paula, Stuart acompañaba a Paula a su casa, Somni atrás de ellos viendo todo lo que hacían.

Pasaron meses, se acercaba una fiesta que haría Stu por su cumpleaños, estarían todos sus amigos, familia, etc. Etc. Al fin se acerco ese 23 de mayo tan esperado por parte del peliazul, ya todo estaba preparado,  Stu parecía una quinceañera que quería que todo estuviera perfecto para aquella fiesta, esta fiesta sería en la casa de Somni, ya que sus padres no querían que se rompiera algo o que hicieran alguna “travesurilla” por ahí.

Por otro lado, mientras empezaba la fiesta, Somni se arreglo lo mejor que pudo, para que el peliazul tuviera una buena impresión de ella, la robot no llevaba vestido, los odiaba tanto como el color rosa, llevaba algo como unos converse de bota, un short negro y una playera sin mangas con un estampado algo gracioso, se maquillo solo los ojos, no quería exagerar. Después de horas de tanto arreglarse, ponerse y quitarse ropa, tocaron la puerta. Somni supuso que sería el peliazul, así fue…

-¿Ya está todo listo? –Stuart paso sin permiso a la casa de Somni.

-Si

-Eso espero… Quiero que todo salga bien…

-Stu, tranquilízate… Ven –Somni llevo a Stu al sillón de su sala- Toma aire, tranquilízate, todo estará bien.

Stuart cerró los ojos, Somni contemplaba lo que pasaba, tan tierno el peliazul, Somni ya lo amaba… y mucho…

-Por cierto… Hoy te ves muy bien –Dijo el peliazul con los ojos aun cerrados.

Somni sintió que sus tripas estaban al revés, sintió todos esos sentimientos, incluso, se sonrojo… Y mucho. Esperaba con muchas ansias que esas palabras provinieran de Stuart.

-Gra-Gracias…

Somni se sentó al lado del peliazul y estuvieron por un largo silencio, Somni no resistía las ganas de recargar su cabeza en los hombros del peliazul, sentía que si lo hacía, este la rechazaría por completo. De repente Stuart recargo su cabeza en el hombro de Somni, en cuanto el cabello azul de Stuart toco el hombro de la robot esta sintió recorrerle un escalofrió recorrerle por todo su cuerpo desde su hombro. Quedaron así por un buen rato, entonces, el peliazul habló.

-Somni

-¿Si?

-Estoy algo confundido

-¿En qué manera? –Somni comenzaba a ponerse nerviosa.

-Pues…

Tocaron la puerta, Stuart volvió a perder el control, y Somni lo volvió a tranquilizar. Mientras la robot iría a abrir la puerta, maldijo todo por arruinar ese momento tan hermoso para ella.  Abrió la puerta, venía demasiados chicos de los cuales, Somni solo conocía a Paula

-Pasen…

Todos pasaron a la casa como si no hubiera un mañana, empezó la fiesta, de un momento a otro, como si de pronto hubiera un temblor que arrasara con todo. Después de varias horas, varios vidrios rotos, risas y algunas copas, Somni, tomo un cigarrillo y se dirigió a un pequeño balcón que tenía en su patio trasero, tomaba cada calada de cigarro, cuidadosamente y lo disfrutaba mucho, ese humo en la boca, le hacía sentir algo de melancolía, pensó en todo lo que paso, deseaba con todas sus ganas no perder al peliazul, así que, junto demasiado valor y decidió ir en busca del peliazul.

Por otro lado el peliazul también fue en busca de Somni, subió las escaleras para ver si se encontraba ahí, nada… Somni lo buscaba en el piso de abajo, preguntaba por el a cada uno de sus amigos, nada… Somni decidió buscar arriba y el peliazul hacía abajo, hasta que se toparon por en las escaleras.

-¡Somni, te tengo que decir algo! –Gritó el peliazul debido a que la música estaba muy fuerte

-¡Yo igual! ¡Pero salgamos, casi no te escucho!

-¡Si!

Los 2 salieron al pequeño balcón donde Somni se encontraba antes.

-Somni… ¡Ya estoy saliendo con Paula!

Somni sintió ese hueco en el estomago, su corazón haciéndose cachitos, sentía como cada pedacito de su corazón caía dentro suyo, disimulo su tristeza, tal vez, demasiado bien.

-¿Tu que me querías decir? –Pregunto con una sonrisa Stuart.

-Nada…

-Anda, dime… Somos amigos.

“Somos amigos” ese par de palabras hizo que Somni, se pusiera aun más triste, Somni solo respondió con un “olvídalo” y salió del patio trasero dirigiéndose hacia la puerta para despejarse de todo solo con una caminata, Stuart fue detrás de ella con preocupación, no entendía nada, no se podía pasar muy bien entre aquella fiesta, había demasiada gente.

Somni salió caminando muy rápido, ya con algunas lágrimas en sus mejillas, decidió darle la vuelta a la manzana, lloraba desesperadamente, secándose aquellas lagrimas con desesperación, de pronto se recargo en una pared agarrándose de su cabello, despeinándose completamente y se dejo caer hasta quedar sentada. Lloro desesperadamente por minutos, o eso pensó hasta que vio la hora, decidió regresar a casa, en el camino se encontró a Stuart, Somni no sabía si estar molesta con él, pero, ¿por qué? El no tenía nada de culpa.

-¡Somni! Te he estado buscando por todas partes… ¿Estás bien? –El peliazul pregunto preocupado agarrando la cara de Somni.

-Si… –La robot intentaba bajar la mirada pero el peliazul no la dejaba hacerlo.

-…¿Lloraste?

-No…

-Somni… Tienes los ojos muy llorosos –Esta vez el peliazul si pudo notar que le pasaba algo… Es tonto, pero no mucho. Somni suspiro.

-Ven…  –Los 2 se sentaron en el césped.- Es que… Lo que te quería decir era… Que… Me gu… Me gustas… –El peliazul se sonrojo- y mucho, pero todo se arruino porque ahora sales con Paula…

-Bueno, ¿Recuerda que te dije que estaba algo confundido? –Somni asintió con la cabeza- Bueno, no me pude decidir entre tú y Paula… Después de pensar… Al fin me decidí en ella –El peliazul buscaba las palabras exactas para no herir mucho a la robot.

Somni, resistió lo mas que pudo su llanto, sintió todo su interior llenar de tristeza, y nada más que tristeza, el peliazul la abrazo de manera en que su brazo rodeaba el cuello de la robot, Somni alzo la mirada, pero, su cuerpo se paralizo, ese escalofrió recorrió por toda la espalda al sentir los labios del peliazul, no sabía qué hacer, ella solo sabía que tal vez se puso más ruborizada de lo normal, ella solo se dejo llevar.

-Eso fue raro –Dijo el peliazul terminando el beso.
Somni no podía hablar, tenía un enorme nudo en la garganta, además, no sabía que decir, solo deseaba con ansias otro beso por parte del peliazul. Ella solo respondió con una pequeña risa al comentario de Stuart. El peliazul se acostó en el césped e invito a Somni que hiciera lo mismo, ella se iba acostando, pero Stuart la tomo por el hombro e hizo que esta, cayera en el pecho de él, a Stuart le dolió un poco por el peso y Somni, solo se dejaba llevar por lo que hacia el peliazul sin decir nada.

Quedaron así por un buen rato, observando las estrellas, de fondo solo tenían los sonidos de algunos grillos, Somni oía la respiración de Stuart, la oía demasiado bien quizá. Se sentía un ambiente muy pacifico en ese momento, mucha paz, hasta que el celular de Stuart comenzó a sonar.

-¿Hola?... Ah, estoy afuera, quise tomar un poco de aire… Si… Voy para allá… –Colgó.- Hay que regresar, Paula comienza a preocuparse.

-Está bien…

Stuart tomo a Somni de sus mejillas, y volvió a poner sus labios con los de ella, la robot se estremecía, por otro lado, Stuart sentía culpa… Demasiada, pero, a la vez se sentía muy bien al estar cerca de Somni, estaba muy confundido, claro que el pensaba que al estar con Paula se olvidaría de Somni, el no quería lastimar a la robot, y menos, de esa manera.

-Promete que no hablaras sobre esto –Habló de nuevo Stuart al terminar el beso

Somni, solo asintió con la cabeza, seguía con ese nudo enorme en su garganta. Regresaron a casa de la chica robot, al entrar, Paula se aventó hacia Stuart.

-Oh amor, nunca te vayas sin avisarme, te estaba buscando… Ven… –Paula lo tomo del brazo y se llevo al peliazul de la mano.

Somni solo suspiro, y subió a su habitación, se miro al espejo, y se sintió culpable… Se sentía una zorra después de lo que paso, pero se sentía tan  bien. Sentía un revoltijo de emociones.
______________________________

Este fue el capitulo 4, creo que estuvo algo simple, estoy tratando de mejorar pero ahi la llevo hahah espero que les haya gustado, acepto todo tipo de comentarios, ayudan a mejorar :33
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
Akiko
Old-School G-Fan
avatar

Reg.: 06 Oct 2012
starstarstarstar

Mensajes: 118
Género: Femenino
España


#13 Publicado: Jue May 16, 2013 12:21 am  Responder citando

Ohhhhh no se que decir, que pasada. Espero tu siguiente capítulo, de verdad, te quedo fenomenal jajaj Smile
_________________
Subir ^
TacoFaceache
Quien es 2D?
avatar

Reg.: 28 Mar 2013
starstarstarstar

Mensajes: 24
Género: Femenino
Ubicación: En Plastic Beach
México


#14 Escribió el primer mensaje de este tema Publicado: Vie May 17, 2013 12:27 am  Responder citando

Akiko escribió el Jue May 16, 2013 12:21 am :
Ohhhhh no se que decir, que pasada. Espero tu siguiente capítulo, de verdad, te quedo fenomenal jajaj Smile


OOowww Gracias hahaha, y perdon por la tardanza de subir el capitulo hahah
_________________


Peliazul Ojinegro :3
Subir ^
tefi_parra
nuev@


Reg.: 11 May 2013
starstarstarstar

Mensajes: 7


#15 Publicado: Dom May 19, 2013 1:27 am  Responder citando

Qué malo eres Stu-Pot!! Aghh odio a Paula x_x Porfa continúalo! Está genial!!!
Subir ^
Mostrar mensajes anteriores:   
Responder Página 1 de 2 Página 1 2  Siguiente >
Horas en GMT - 5
Ir a:  
NO puedes: crear mensajes/responder temas/editar tus mensajes/borrar tus mensajes/votar en encuestas -> Regístrate/Conéctate
Volver a Fan-Fiction
Geek Domains

Crear foro gratis | Staff del foro | Reportar abuso | Cookies | Powered by phpBB/Sopel